RADIOS
DIGITALES

Radio Era

Radio Country

Radio Sofi

Radio Latina

Radio Tren de Medianoche

Radio Clásica

***

 

Visite nuetra
PAGINA
ASOCIADA

www.erotismo.cc

***

 

Encuentro ocasional entre personas.

Ver los avisos

Publicar un aviso

 


Herencia provocativa

Que es lo que puede llegar a pasar en una familia de 5 integrantes(hermano, 2 hermanas, papá y mamá)solo el destino lo sabe...

Hola amigos mi nombre es José Quilmes y en esta ocasión les relatare la serie de Herencia provocativa la cual por su tamaño consta de dos partes. Esta la primera, espero sea de su agrado:

Empezare por decir que esto no me sucedió a mi, le sucedió a uno de los lectores cuyo nombre pidió quedase en el anonimato y al cual agradezco la confianza que en mí depósito primeramente para enviarme su relato y pedirme que lo revisara y le diera el visto bueno y en segunda para que fuese yo quien publicase su relato.

Mi nombre es Arquímedes y soy hijo de una prestigiada familia dirán que porque me pusieron un nombre tan feo pero solo a mi madre se le ocurre, cabe señalar que aunque mi familia tenga mucho dinero no por ello soy un niño genio ni cosas por el estilo, todo lo contrario soy bastante flojo y si mi ortografía en ocasiones llega a fallar pido me disculpen, sin embargo intentare que sean mínimas las fallas que tenga al momento de redactar mi vida. Bueno como quien dice nací en cuna de oro. Mis padres son empresarios ambos y desde años atrás sus ante pasados han logrado tener una vida bastante cómoda gracias a los esfuerzos que hicieron sus abuelos por montar micro empresas que se convirtieron con el paso del tiempo en monstruos de tipo monopolio.

Actualmente tengo 21 años pero la vida me ha tratado de tal forma que he llegado a vivir cosas que personas ni si quiera en toda su vida llegan a experimentar.

Mis padres tuvieron 3 hijos entre los cuales estoy yo, 2 niñas y un varón. Desde pequeño fui apegado a mi padre y mis 2 hermanas fueron uña y mugre con mi madre. En el aspecto físico se podría decir que yo soy un clon de mi padre, moreno claro, complexión delgada y alto, mientras que mis hermanas son un clon de mi madre: rubias de ojos claro color miel y con unas curvas que muestran el paraíso con tal solo verlas. En diferencia de edades no nos llevamos mucho mis hermanas y yo, Claudia es la mayor y Jennifer la menor. Claudia nació dos años antes que yo y a mi otra hermana que es la menor de la familia yo le gano por tres años de edad y Claudia le gana por 5.

Cuando yo nací mi padre se puso súper contento, ya se imaginarán, era tanto el deseo de tener un hijo varón que la vida lo había premiado con mi llegada.

Se podría decir que mi hermana menor Jennifer fue el pilón o el condonzazo que muchos llegan a ser testigos de la pequeña falla que puede llegar a tener un condón. Los planes iniciales de mis padres eran tener solamente dos hijos y que mejor que un niño y una niña pero ya ven como son las cosas y pues que hacerle a mi otra hermana que llego sin previo aviso.

Desde pequeño he de confesar que fui un niño mal criado. Todo lo que pedía lo tenía a la mano, ya saben los mejores juguetes, las mejor de las habitaciones, los viajes que quisiera, las mejores escuelas, etc. En fin como buen niño mal criado siempre quise lo que no me permitían mis padres o me ponían pretextos para darme. Cuando llegue a la adolescencia por ahí de los 12 años comencé a fumar, ya saben como son los padres, desde pequeño le dicen a uno: No fumes te va hacer daño, es malo para tu salud. Pero como siempre lleve la contra hasta parece que me decían: Ándale hijo fuma…

En fin a esa edad yo ya estaba con mi cigarrote en la boca. Desde chico tuve lo que llaman sueños nocturnos o también conocidos como terror nocturno, son sueños miedosos. La mayoría de los niños los tienen de vez en cuando. Cuando yo los tenía mis padres al estar ya enterados de mis miedos concedían el que yo me fuese a su cama a dormir mientras se me pasaba el miedo que casi siempre era hasta el otro día terminando por dormir la noche entera con ellos.

Esto se hizo costumbre para mí y ya desde que llegaba la noche de dormir yo me metía entre ellos para no tener que levantarme a media noche e ir hasta su cuarto. Como era de suponerse mi padre no se sintió a gusto con esto, pero mi madre que era tan comprensiva conmigo que discutía con mi padre en un sin fin de ocasiones con la excusa de que yo era su hijo y me tenían que procurar que si ellos no me hacían caso quien lo haría. Mi padre opto por dejar que me quedara con ellos un par de semanas más haciendo esto que en todo momento se encontrase nervioso y de mal humor. Pues por lo visto le hacían falta las horas de intimidad junto a mi madre.

Todo esto genero una serie de problemas familiares que dieron como fruto el que mi padre engañase a mi madre con la secretaria. Los problemas no se hicieron esperar y mis padres estuvieron a punto de separarse si no es porque mi padre le pidió a mamá que recapacitara su decisión de separarse y que si al menos no lo hacía por el lo hicieron por nosotros sus hijos.

En fin, terminaron por no separarse y mamá y papá volvieron a ser los mismos de antes con la pequeña diferencia de que a mí me mandaron a dormir a otra parte. Después de platicarlo varias horas mi papá decidió que mi hermana mayor fuera la encargada de atenderme cuando yo tuviera este tipo de sueños así que Claudia que para ese entonces debía tener unos 14 fue la que cargo con el paquete.

Y así fue, cada vez que tenía esta clase de malestares acudía a la pieza de mi hermana y ella era la encargada de calmarme y cuidarme. Así transcurrió el tiempo y ya para mis 13 años fue cuando tuve mi despertar sexual, en la escuela varias veces entre amigos platicábamos lo mucho o poco que sabíamos respecto al sexo pero no llegábamos más haya de imaginaciones y rumores. Yo seguía con mis sueños nocturnos sin embargo ya cada vez eran menos frecuentes. Al cumplir los 14 años mientras dormía comenzaban a sucederme cosas extrañas. Tenía sensaciones de excitación que no me explicaba y fue así como los sueños nocturnos pasaron de ser de pesadillas a sueños húmedos.

 

Si así como se lo imaginan, tuve sueños que me excitaban tremendamente, llegando incluso a veces a tener eyaculaciones con las cuales me levantaba de inmediato de la cama pensando que me había ganado la orina. Pero lo peor no fue eso si no que lo peor fue que mi primer sueño húmedo lo tuve mientras dormía una noche en la cama de mi hermana de 16 años.

Esa noche había acudido a su pieza por un malestar fuerte que tenía yo en el estómago. Como yo en ese entonces le había agarrado mucha confianza a mi hermana decidí ir a su pieza por si se me ofrecía algo.

Recuerdo muy bien que esa noche me desperté con mi calzón bañado de un líquido pegajoso que hasta entonces conocí. Me desperté con la impresión de que me había orinado pero al ir rápido al baño me di cuenta de que no era pipi la que mojaba mi calzoncillo si no este líquido que les digo. Ignorante de la situación que me ocurría y asustado me quite los calzones sin importarme el que me tuviera que quedar desnudo de abajo y desperté a mi hermana Claudia y le dije:

Arquímedes: Clau… clauu despierta!

Claudia: que pasa Arqui (así es como me dicen de cariño en mi familia)

Arquímedes: Despierta Clau que no se que me pasa, moje los calzones pero no se de que…

Mientras le decía esto le mostraba mis calzones de la parte que había sido mojada…

Mi hermana se puso de pie todavía medio dormida y tomo mis calzones con una mano. Mientras observaba extrañada la parte donde estaba mojada se llevo los calzones a su nariz y dijo:

Claudia: Huele chistoso…

Arquímedes: que es Clau?

Claudia: No lo se…

Raspo con un dedo y después de llevarse su dedo hasta la nariz se lo metió en la boca como intentando ver si tenía sabor.

Claudia: Sabe salado…

Siguió raspando con su dedo la parte donde tenía semen y volvía a decir:

Claudia: entre saladito y agridulce…

Arquímedes: Ugh huáchala…

Claudia: Te equivocas Arqui… no sabe tan mal.

Yo sin saber porque para ese entonces mi pene comenzó a crecer entre mis piernas sin que yo me diera cuenta y al estar desnudo de cintura hacia abajo mi hermana no pudo evitar ver la reacción que tuvo mi pene. Abriendo grandes sus ojos me dijo:

Claudia: No te duele?

Arquímedes: que cosa?

Señaló hacia donde estaba mi pene y fue ahí que me di cuenta de cuanto había crecido este. Apenado me tape con una mano pero mi hermana me dijo:

Claudia: No te tapes, déjame ver…

Hice a un lado mi mano y deje mi pene endurecido ante la preciosa mirada de mi hermana que no perdía detalle de lo que me estaba sucediendo.

Claudia: y dices que de ahí salió todo esto?

Arquímedes: si supongo…

Claudia: Me dejas tocarlo?

La pregunta me sorprendió pero no vi nada de malo en que mi hermana tocase mi pene así que la deje hacerlo. De inmediato mi hermana puso una mano en mi pene y comenzó a acariciarlo lentamente.

Claudia: Esta muy caliente y duro. Jamás había visto uno…

Seguía acariciando con su mano mi pene y después de tocarlo por un buen rato me dijo:

Claudia: Y a que sabe?

Arquímedes: No lo se Clau, como podría saberlo…

Claudia: me dejas probarlo?

Pensé en rechazar la proposición de mi hermana pero realmente me estaba gustando mucho que me acariciara la pija y termine por acceder.

Mi hermana se puso mi verga en su boquita y comenzó por darle una serie de besitos pequeños que con el tiempo fueron convirtiéndose en enormes besos.

Claudia: muah… Muah…MUAH

Comenzó a pasar su lengüita por todo mi tronco y sentí en ese momento la sensación más rica que había sentido en toda mi vida.

Claudia: mmm no sabe tan mal…

Primero empezó a meter mi pene en su boca con pequeños movimientos, metiendo primero la puntita y después ya se metía hasta la mitad con movimientos cadenciosos lo metía y sacaba mientras que con una de sus manos libres me acariciaba de los huevos, jamás había sentido tan rico en mi vida. Mi hermana me dirigía de repente su mirada y me mostraba orgullosa como podía comerse todo mi miembro de un solo bocado. A decir verdad para aquél entonces mi pene se encontraba en desarrollo por lo que dudo hubiese medido más de 12 cm’s. Pero para ser el primer pene de mi hermana, le provocaba orgullo engullírselo hasta el fondo mientras me arrancaba pequeños gemidos de placer.

Arquímedes: Aaaahh

Después de estar un rato chupando mi pene y sobando mis huevos mi hermana sintió como la cabeza de mi pene se hinchaba dentro de su boquita al mismo tiempo en que yo sentía venir una explosión desde adentro de mí ser para salir por ahí donde mi hermana chupaba con gran esmero. Éramos dos chiquillos experimentando nuevas formas de obtener placer pero el hecho de que viera como mi hermana me miraba con sus ojos color miel fijamente a los ojos mientras tenía mi pedazo de carne metido en su boca y sentir por primera vez el placer que solo una mamada te regala hizo que me viniera soltando chorros y chorros de leche que mi hermana supo mantener en su linda boca sin que ni si quiera chorreara para nada.

Después de mi venida mi hermana caí cansadísimo sobre la cama y me quede dormido al instante. No fue si no hasta la mañana siguiente que mi madre me despertó diciendo: -Levántate dormilón que se te va hacer tarde para ir al colegio.

La verdad tenía tanto sueño y tanta flojera que pensé en quedarme a dormir y no asistir ese día a clases pero cuando recordé que la noche anterior me había quedado dormido sin nada de ropa debajo de mi cintura me pare como resorte. Gracias a dios mi hermana me había puesto de vuelta la ropa pensé mientras mi madre me insistía en que se me haría tarde para ir al colegio.

Y Claudia?.-pregunte

Ya tiene más de media hora que se fue a la prepa, el único que falta eres tú. Apresúrate para llevarte y de ahí pasar a llevar a tu hermana Jennifer a la primaria.

De mala gana me pare y me vestí como pude. En el colegio no pude evitar pensar durante las clases en como era posible que una boca pudiera dar tanto placer y después de las clases no me aguante las ganas de platicar con mis compañeros la experiencia sexual que tuve el día anterior claro siempre ocultando que había sido mi hermana la acompañante sexual que había tenido. Varios de ellos dieron sus puntos de vista y otros que presumían de haber tenido un sin número de aventuras sexuales me dijeron que lo más rico no era que te chuparan el pene si no metérselo a la mujer en la vagina. Un amigo me presto un video porno para que me diera una idea según el de cómo era metérsela a la mujer, video el cual vi en mi casa esa misma tarde. La película resulto ser bastante buena y llena de morbo. La mayor parte de esta un tipo negro con una verga bastante grande se la pasaba montándose a una rubia espectacular follándola de mil maneras mientras le gritaba toda clase de insultos. La idea de meterle la verga a mi hermana me lleno de curiosidad y pensé en comentarlo con mi hermana esa noche, al fin y al cabo tenía la idea de visitarla esa noche también.

Al caer la noche apenas y vi que todos dormían en su recamara me fui a la habitación de mi hermana Claudia con ganas de repetir lo de la noche anterior. Cuando llegue mi hermana ya me esperaba sentada en su cama vestida como ella solía dormir: short de lycra (esa noche era negro), una playera sin mangas bastante pegadita por lo que se podía ver a través de estar sus duros pezones y su pelo recogido en dos colitas. Se veía hermosa y excitante a la vez mi hermana.

Claudia: Tenemos que hablar Arqui…

Arquímedes: de que Claudia?

Claudia: No te hagas que sabes perfectamente a lo que me refiero.

Sin duda sabía a lo que se refería mi hermana cuando decía que debíamos hablar pero quería escucharlo de sus propios labios así que seguí jugando al ignorante un rato.

Arquímedes: No se a que te refieres Claudia…

Claudia: A lo que ayer hicimos Arqui… no esta bien que hagamos eso, somos hermanos!

Arquímedes: Pues seremos hermanos Claudia pero no veo nada de malo en lo que ayer hicimos, a mi me pareció bastante bueno.

Claudia: No Arqui… no podemos seguir, por lo mismo te voy a pedir que no vuelvas más a mi cuarto. Hemos llegado muy lejos, la noche de ayer creo que ambos perdimos el control sobre nuestros cuerpos y nuestra mente y eso no debe volver a suceder… de ninguna manera.

No podía ser, el mundo se me derrumbaba. Por primera vez en mi vida había experimentado un placer que no tenía límites y mi hermana me lo estaba limitando. Porque demonios no quería que siguiéramos con esto si era tan rico hacerlo…

 

Arquímedes: No entiendo Claudia que nos impide seguir…

Claudia: Ayy Arqui es que de veras no sabes nada?

Arquímedes: Acerca de que Claudia…

Claudia: Acerca de lo prohibido, lo que no es correcto, de los tabúes…

Arquímedes: Ta... Que?

Claudia: Tabú… no sabes lo que significa un tabú?

Arquímedes: No Clau, jamás en mi vida había escuchado esa palabra.

Claudia: Como explicarte… un tabú es una fuerte prohibición o restricción social que puede estar relacionada con cualquier costumbre o actividad humana. Romper el tabú es considerado horrible por la sociedad, de hecho algunos tabúes son, en efecto, delitos castigados por la ley…

Arquímedes: y eso que tiene que ver?

Claudia: pues que lo que hicimos tú y yo ayer en la noche es eso…

Arquímedes: Un tabú?

Claudia: Exacto. Y como comprenderás si papá o mamá se llegan a enterar de lo que hicimos, no quiero ni pensar en lo que podría pasar. Mas allá aun si la ley se llega a enterar de lo que hicimos nos castigaría con todo su peso pues el incesto en nuestro país así como en muchos otros esta penado por la ley.

Arquímedes: Pero como es posible que algo tan rico como lo de ayer este penado por la ley…

Claudia: Pues porque somos hermanos Arqui… no es correcto que los hermanos practiquen actividades como esa.

Arquímedes: Al diablo con la ley Claudia, yo no pienso sacrificar algo tan hermoso como lo que sentí ayer por miedo a que mis padres o la ley se enteren y nos castiguen. Pienso que si tú y yo tenemos nuestras debidas precauciones podemos disfrutar de esto sin que nadie se entere.

Claudia: Ay Arqui de veras que aun eres un niño…

Arquímedes: no me digas que no te gusto lo de ayer Claudia…

Claudia: De gustarme si me gusto Arqui pero como te dije no es correcto que hagamos eso además si mis padres se enteran…

Arquímedes: Déjate de boberías… ni mis padres, ni mi hermana, ni los vecinos, ni nadie se van enterar. Pues como se enterarían si mis padres y Jennifer en estos momentos duermen y al estar ellos dormidos no hay nadie en casa que pueda saber lo que ocurre entre nosotros, ni yo ni tu diremos esto a nadie y al nadie saberlo la ley no nos puede castigar…

Claudia: Sabes a veces te escucho y siento que me estoy volviendo vieja. A tu edad no mides peligros Arqui, hazme caso se muy bien de lo que te hablo…

No puede ser mi hermana se estaba negando a repetir lo que había resultado la cosa mas increíble en toda mi vida. Entre mas discutía con ella más me resignaba a que la situación jamás se repetiría. Como último recurso opte por pedirle un último deseo.

Arquímedes: Esta bien Claudia tu ganas pero quiero pedirte un último deseo…

Mi hermana sin imaginar que era lo que su hermano le pediría dijo:

Claudia: Esta bien que quieres?

Arquímedes: No, primero debes prometer que sea cual sea mi deseo me lo cumplirás…

Claudia: No se Arqui, depende de cual sea tu deseo…

Arquímedes: No Clau prométeme que cumplirás mi deseo primero si no no tiene caso que te diga cual es.

Mi hermana se lo pensó un rato pero termino por acceder a mis peticiones.

Claudia: Esta bien Arqui te prometo que cumpliré con tu deseo.

Arquímedes: Esta bien Clau… mi deseo es, quiero que me chupes el pene por última ves. Como lo hiciste ayer recuerdas’

Mi hermana Clau me miro con cierta seriedad. Aunque ya se esperaba algo por el estilo creo que tenía la ligera esperanza de que no fuera a pedirle algo como eso.

Claudia: Esta bien Arqui… pero debes prometerme que después de esta vez no habrá más… esta será la última vez que lo haga me entiendes?

Arquímedes: Si, te lo prometo.

Mi hermana se puso de pie y se acerco hasta mí. Se inclino hacia el frente y tomo de mi short que para ese entonces traía puesto y lo bajo dejándome en bóxer que con la tremenda erección que traía hasta parecía carpa de circo.

Claudia: ay hermanito las cosas que tengo que andar haciendo solo porque te quiero tanto…

Unos segundos mas tarde bajo mi bóxer hasta los tobillos y mi pene de 12 cm’s salto disparado apuntando hacia el bello rostro de mi hermana que miraba atenta.

Pasó una mano y comenzó a acariciármelo, me acariciaba los huevos y de ahí subía por todo el tronco hasta llegar a la cabeza en donde cubría y descubría el pellejito que rodeaba a esta.

Arquímedes: Aahhh

Volteo a verme y viendo que era el mejor momento bajo su cara hasta donde estaba mi pene y se lo metió enterito en su boquita linda.

Arquímedes: oooohhhh

Arquímedes: hmmm así Clau… chupame el pito linda…

Su cabecita bajaba y subía por todo lo largo de mi tronco haciéndolo desaparecer por completo en su boca mientras con una de sus manos me masajeaba los testículos provocando un placer igual de grande que el de la noche anterior.

Animado por las imágenes de la película porno que había visto esa tarde y los insultos que el negro le decía a la rubia, decidí calar ese tipo de trato con mi hermana.

Arquímedes: Maldita perra la chupas como una verdadera prostituta… aahh

Mi hermana sin sacar mi pene de su boca mordió la parte donde esta la cabecita de este provocándome un pequeño ardor en mi pene.

Arquímedes: Auuu

Claudia: Ni se te ocurra volver a insultarme que dejo de chupártela…

Volvió a su labor y mi dolor poco a poco fue pasando. Por lo visto con mi hermana no iba a funcionar el trato que el negro le daba a la rubia en el filme.

Arquímedes: No me la dejes de chupar lo siento…

Arquímedes: Aahhh

Unos minutos más tarde sentí unas tremendas ganas de explotar como la noche anterior, sin embargo mi poca experiencia me decía que al hacerlo haría que mi hermana soltase mi pene y que yo no sintiera más ese gozo tan grande debido a que mi verga tardaría en recuperarse un rato y decidí prolongar mi venida. Con todos los esfuerzos del mundo realizados hasta ese momento la prolongue unos 2 o 3 minutos más pero después…

Arquímedes: Aaahhhhhh yaaaaaaaaa

Termine por vaciar todo mi semen en la boca de mi hermana.

Arquímedes: hmmmmm aahh

Tan fuerte fue mi venida y tan entrada estaba mi hermana en su labor que ninguno de los dos notamos como la puerta del cuarto de mi hermana se abría apenas lo suficiente para que un par de ojos se asomaran a ver lo que ocurría en ella.

Aun ignorantes de lo que sucedía, mi hermana me limpió el resto de semen que había escurrido sobre mi pene con su lengua y termino diciendo:

Claudia: Ya esta… cumplí con mi parte espero ahora tu sepas cumplir con la tuya.

Arquímedes: Si claudia verás que se cumplir con lo que digo…

Claudia: eso espero porque esto no se repetirá jamás…

Me subí el short y cuando estaba apunto de meterme en su cama para dormir me dijo:

Claudia: que crees que estas haciendo?

Arquímedes: Dormir Clau…

Claudia: No Arqui tu ya no vas a dormir aquí de nuevo. Regrésate a tu cuarto no vaya ser que algún día terminemos por perder la cabeza tu y yo y nos vaya mal.

Arquímedes: Anda Clau pero que cosas dices si siempre lo hemos hecho juntos, dormir no tiene nada de malo…

Claudia: No pero lo que puede resultar de dormir junto si así que regrésate por donde viniste cumple con tu promesa. Eso fue parte del trato…

Arquímedes: Dejar de dormir contigo… no creo haber prometido eso.

Claudia: claro que si Arqui anda…

Arquímedes: Ahh que remedio…

De mala gana salí de su habitación pero al salir noto que la puerta esta entre abierta y escucho unas pisadas como de alguien corriendo. Volteó a ver pero por lo oscuro del pasillo no logró ver nada. Temeroso de que mi hermana menor se hubiese despertado decido visitarla en su cuarto. Al llegar todo parece estar como de costumbre, mi hermana duerme profundamente y la luz esta apagada. Extrañado y confundido me regreso a mi habitación y me duermo de inmediato con el gusanito de la curiosidad de no saber quien era el que corrió al verme salir.

Quien iba a decir que después de esa noche la vida cambiaría tanto. Quien iba a decir que la persona que había estado presenciando lo sucedido esa noche en la recamara de Claudia había sido nada más y nada menos que nuestro propio padre…

Para que mentirles, yo nunca me di cuenta de que mi padre nos había estado viendo. Sospeche que alguien nos había visto cuando oí las pisadas de alguien corriendo pero jamás pensé que se tratara de mi padre.

Pasaron los años y el negocio familiar cada vez era más poderoso. La empresa de papá había tomado fuerza en el mercado y era líder para esos momentos. La empresa de mamá seguía compitiendo con las otras pero realmente que daba mucha competencia.

Respecto a la cuestión familiar la familia estaba más unida que nunca. Yo al cumplir los 17 años ya comenzaba a asistir con papá a los negocios de su empresa con la idea de que me fuera metiendo poco a poco al negocio. Desde hacía un tiempo que yo notaba a papá mas atento con mi hermana Claudia. La abrazaba más seguido, la llenaba de besos y varias veces la sentaba en sus piernas mientras veíamos televisión en familia a lo que mamá se ponía un poco de genio pues decía que Claudia a sus 18 años (en una semana cumpliría los 19) ya no estaba como para seguir sentándose en las piernas de su padre y es que la verdad mi hermana a sus 18 años se había convertido en una pieza única. De esas curvas de niña-adolescente había pasado a tener unas curvas de mujer que infartarían a cualquiera. Como lo logró? Habría que remontarnos dos años antes cuando ella tenía 17 años y yo 15.

Por aquél entonces apenas y hacía un año de que yo deje de tener todo contacto sexual con mi hermana. La extrañaba pero había encontrado la forma de sacar mis deseos con las jovencitas de mi edad o incluso mayores que yo cada vez que podía.

Mi hermana Claudia se había vuelto más apegada a papá y como buena hija lo acompañaba a todas partes cuando este se lo pedía. La cosa fue que papá desde que nos vio en la habitación no pudo borrar de su mente la imagen de mi hermana engulléndose toda mi tranca al mismo tiempo en que me agarraba los huevos. Así que vencido por lo prohibido papá había pasado a desear con las mismas ganas que yo o incluso más a mi hermana. Papá deseaba lo prohibido e iba a hacer hasta lo imposible por disfrutarlo.

 

Un día por cuestiones de trabajo papá tuvo que viajar a Canadá para reunirse con 2 de los empresarios mas poderosos de ese país y para esto me dijo a mi que lo acompañara pero por cuestiones del "colegio" no pude ir, ( la verdad es que hacía varios meses que andaba pretendiendo a una chava que estaba bastante buena y hasta ese entonces se me haría follar con ella, fue por eso que decidí no acompañarlo y puse como excusa la escuela) de inmediato pensó en su esposa osease mi madre pero ella le dijo que no podría ir por su trabajo en la empresa y que si quería que alguien lo acompañará seria una buena oportunidad de llevar a Clau a conocer sobre el negocio de su padre por si se interesaba en estudiar algo referente a los negocios.

Cuando mi padre después de pensarlo un poco le dio el si mi madre no dudo en darle una serie de recomendaciones a mi hermana acerca de cómo se tenía que comportar, que debía decir, que debía hacer y que no debía hacer ni decir…

-Recuerda muy bien hija que este negocio es sumamente importante para la familia, haz todo lo posible porque salga bien y apoya a tu padre en todo lo que se le ofrezca, yo se que aun eres una niña pero tienes que actuar como una mujer madura en esta ocasión.

Mamá y papá siempre solían decir a mi hermana que era una niña y esto la ponía de mal humor pues ella sentía que esa etapa de su vida había quedado atrás y ahora era una mujer hecha y derecha.

-Esta bien mamá pero ya te he dicho que no soy una niña así que no tengas cuidado haré todo lo que me has pedido de la mejor manera.

Al comienzo del viaje papá se sentía incomodo puesto que con mi hermana nunca había tenido tanta comunicación y a el le costaba bastante acercarse a ella. Sin embargo durante el viaje lograron entablar una buena relación y descubrieron lo compatibles que eran sus caracteres. Cuando llegaron a Canadá se encontraron con la noticia de que al hotel que habían llegado (el preferido por mis padres en Canadá) no tenía habitaciones con camas separadas, solo había con camas matrimoniales. Les informaron que si deseaban esperar al día siguiente les llevarían a otro cuarto que habría de desocuparse en el que si había camas sencillas. Después de consultarlo mi padre con mi hermana decidieron aceptar la propuesta. Cuando los llevaron a conocer la habitación esta contaba con una vista hermosa, tv con satélite y una amplia cama matrimonial en donde decidieron dormir un rato y lo hicieron de una forma muy placentera pues estaban cansados por el viaje, mi papá al despertarse primero se dedico a observar a mi hermana que dormía a un lado suyo y dejaba notar por medio de su blusa sus pechos en formación. Papá recordaba a mi hermana comiendo la polla de su hermano y su verga comenzó a tener reacción y por primera vez sentía un deseo tremendo de lanzarse sobre los pechos de su linda hija.

Al poco rato su hijo noto síntomas de estar despertando y decidió hacerse el dormido para que su hija no sospechase nada. Se tiro boca arriba y cerro sus ojos. Claudia al despertarse volteó a ver a su padre y vio que este aun dormía, sintiendo un enorme afecto hacia su padre Claudia decidió recostarse sobre el pecho de este pero al hacerlo, no pudo evitar ver el tremendo bulto que se formaba debajo del pantalón de su padre.

Por dios… es enorme.-pensó

Su mirada veía atónita aquel enorme pedazo de carne que luchaba por salir del pantalón de su padre. Recordó el bulto que se formaba en el bóxer de su hermano hace un año cuando compartieron su primera experiencia sexual y al compararlo con el de su padre el de su hermano se quedaba demasiado corto.

Las ganas de tocarlo invadieron su ser pero fueron aquello principios mismos que detuvieron que llegara a algo más con su hermano los que la mantuvieron recargada en el pecho de su padre pero eso si sin dejar de mirar la enorme tranca.

Cuando su padre hizo como si despertase Claudia le dijo:

Como dormiste papá

Bastante bien hija tu como dormiste?

De maravilla papito estaba cansada por el viaje pero ahora que he tomado la siesta me siento como nueva.

Que gusto me da oír eso hija, recuerda que hoy tenemos una cena con 2 de los empresarios más poderosos de este país y me conviene quedar bien frente a ellos. Pues de hacerse el trato nuestra empresa se consolidara como la más fuerte en nuestro país.

 

En eso Claudia recordó que la maleta donde estaba su vestido de noche que llevaría para esa ocasión tan especial se le había olvidado y exclamó:

-No puede ser papá me vas a matar...

-Pero porque hija?

-Olvide traer la maleta donde puse mi vestido para hoy en la noche papi…

De inmediato se pusieron de acuerdo de cómo harían para conseguir un vestido para esa noche. Dado a que mi hermana nunca le gusto aprender ingles ni francés (idiomas que se manejan en Canadá) mi padre que tenía cosas que hacer esa tarde no pudo darle dinero para que ella misma se desplazara a un centro comercial a comprar el vestido y terminaron por quedar en que mi padre cuando regresara de sus actividades la acompañaría por un vestido.

Mi hermana espero en la habitación del hotel hasta que papá volvió para ir a la tienda y escoger la ropa que se pondría esa noche. La encargada se dirigía a mi hermana en ingles preguntándole como que tipo de ropa buscaba pero ella al ser ignorante del idioma no supo que contestar pues para empezar ni si quiera había entendido la pregunta. Papá tuvo que ser el traductor esa tarde y así mientras la encargada preguntaba que tipo de ropa deseaba mi hermana le contestaba y mi padre lo traducía a la encargada de la tienda. Papá no desaprovecho esa oportunidad e impulsado por una extraña sensación de lujuria y deseo termino por sacar provecho de la situación.

-(Inglés) Entonces señorita en que puedo servirle?

-Me podría mostrar unos vestidos que sean formales por favor?

-(Inglés) Mi hija dice que si le podría mostrar vestidos que sean sensuales y que vayan con su edad.

-(Inglés) en seguida se los traigo.

Mi hermana como no sabía ni que confiaba en que papá le ayudaría a traducir exactamente lo que ella dijera pero papá estaba decidido a salirse con la suya. La idea de ver a su hija lucir un vestido sensual le fascinaba y excitaba a tal grado que su verga comenzaba a crecer bajo su pantalón de manera muy discreta. A los pocos minutos la encargada regreso con varios vestidos bastante provocativos y sensuales que dejaban poco a la imaginación. Claudia tomo algunos y al verlos dijo:

-Papá estos vestidos son muy insinuantes, no creo que este bien que vaya vestida así… pregúntale si tienen otros más discretos.

-(Inglés) Mi hija dice que los vestidos están fabulosos pero que si no tendrían tallas más pequeñas.

-(Inglés) si enseguida se los traigo.

La encargada se llevo los vestidos que había traído y regreso con otros de talla más pequeña. Claudia al verlos tremendos ojos que le pelo a su padre y le dijo:

-Papá! estas seguro que le dijiste que más discretos? estos son mucho más pequeños salio peor…

-ya hija que no tenemos todo el tiempo del mundo. Por supuesto que le dije que más discretos lo que pasa es que aquí son de mentalidad más abierta. Escógete uno de esos y ya vamonos que se nos hace tarde…

-Pero papá…

-Nada de peros… pruébatelos y escoge uno que llegaremos tarde.

Claudia resignada a lo que dijo su padre pasó a probarse cada uno de los vestidos y cuando sintió que su elección ya estaba hecha dijo desde adentro del probador:

-Papá ya escogí uno pero no creo que sea correcto que vaya así vestida a la cena.

-Porque no hija a ver sal para que te vea…

Claudia al salir de cambiarse dejo pasmado a su padre al ver la figura de su cuerpo que resaltaba en el vestido que era blanco semi transparente. Se dio una vuelta y al verle el culo la tanga metida entre sus nalgas se notaba y sus nalgas ni que decir, el color, la dureza y la redondez de sus nalguitas paradas se veían a plenitud.

-Lo ves papá, este vestido esta sumamente apretado.

- Nada de eso hija se ve muy bien. (Inglés) señorita!

-(inglés) si señor me hablaba?

-(inglés) si este vestido es el que nos llevaremos.

-(inglés) OK señor como usted diga.

Salieron de la tienda con el vestido que a papá le había agradado y para terminarla de amolar mi padre hizo que se lo llevara puesto. Mientras caminaban por las calles mi hermana arrebataba miradas de a montón llegándose ella a sentirse incomoda en cierto momento. Una vez en el hotel pidieron el taxi que los llevaría hasta el lugar donde sus socios de papá habían acordado reunirse con el. Al llegar al restauran que era muy lujoso lo primero que hicieron fue dirigirse a la mesa en donde sus socios ya se encontraban reunidos. Se trataba de dos tipos de edad adulta, habrán tenido unos 60 y 58 años e iban acompañados por sus esposas, 2 mujeres de edad adulta, unos 50 y 55 años más o menos. Las 2 mujeres al ver a mi padre llegar acompañado de una mujer tan joven como mi hermana supusieron que se trataba de su amante y lo miraron con ojos de pistola. Pero al ver que mi madre no había podido acompañar a papá al viaje y que se trataba de su hija sus miradas y su trato cambio notoriamente.

Los 2 socios de mi padre se le quedaron mirando a mi hermana con ese vestido tan pegadito que le hacía verse espectacular y se confundía a una señorita en pleno desarrollo con una mujer bien hecha. Papá pudo percatarse de que sus socios no perdían la oportunidad de devorar a mi hermana con sus ojos e intentaba tomar un tema de conversación que distrajera su mente de mi hermana pero ninguno lo lograba, parecía no interesarles otra cosa que no fuera ver a mi hermana. Por su puesto que las esposas de los socios que se encontraban sentadas de frente a mi hermana ya se habían dado cuenta de cómo sus maridos miraban a mi hermana y no hacían otra cosa que cuchichear entre ellas y criticar la forma en que iba vestida mi hermana esa noche.

Papá al ver que ninguno de sus socios parecía mostrar interés en lo que decía o hacía decidió aprovechar que tocaban una melodía romántica para invitar a bailar a mi hermana que hacía tiempo ya se había aburrido y solo se dedicaba a mirar a su alrededor como buscando tener una distracción, pero el lugar era para gente adulta y parecía no haberla hasta que mi padre pidió su mano para llevarla a bailar al centro de la pista y esta de inmediato acepto con tal de alejarse un poco de las criticas de las 2 serpientes que tenía enfrente de ella.

Para mi padre ese era el mejor momento de medir el cuerpo de su hija con sus manos y no lo desaprovecho. Sus socios no teniendo otra alternativa sacaron a sus mujeres a bailar pero su mirada jamás se desvió de mi hermana que bailaba con mi padre al otro lado de la pista.

Bailaron por un rato mi padre y mi hermana los dos pegados, mientras mi padre sujetaba a mi hermana con sus dos manos por las caderas no paraba de agradecer al sastre por haber hecho un vestido tan sensual como este. Podía sentir perfectamente las curvas de Claudia a través del contacto de sus manos sobre el vestido. Tenía unos pechos incipientes, un trasero redondito y bien duro y una cintura diminuta que se podía agarrar como si se tratase de una muñequita. Mientras bailaban, mi padre podía sentir el cuerpo de mi hermana perfectamente por lo que sin poder evitarlo empezó a crecer su pene a tal grado que ya raspaba contra el cuerpo de mi hermana y comenzaba a formarse un bulto de un muy buen tamaño debajo de su pantalón de vestir que esa noche llevaba.

Con miedo de que mi hermana o la demás gente notaran su excitación decidió parar de bailar un rato y regresarse a sentar con mi hermana.

Al poco rato de que lo hicieron sus 2 socios volvieron acompañados de sus mujeres y pidieron a papá hablar con el a solas. Papá aceptó y pidió a mi hermana lo esperase sentada en la mesa junto a las dos víboras, perdón junto a las esposas de sus socios. Sin más remedio mi hermana lo espero sentada como papá se lo había pedido mientras este hablaba con sus socios.

Conversación en ingles traducida al español:

Y bien que han pensado de lo que les he dicho acerca de mi nuevo proyecto.

Mira amigo mexicano la verdad tu proyecto para ser bueno pero tenemos algo que proponerte nosotros. Tu cuanto necesitas de capital para iniciar con este nuevo proyecto?

Digamos que como 5 millones de dólares para iniciar.

Esta bien, que te parece si para el solo inicio mi socio y yo te apoyamos con 10 millones de dólares y después te damos la otra parte de lo que necesites.

Me parece perfecto…

Bueno pero sabes estábamos pensando que así como nosotros estamos haciendo algo por ti tu también podrías hacer algo por nosotros.

Y como que me pedirían que hiciera?

Hmm bueno verás como explicártelo… tu hija nos ha parecido una mujer bastante atractiva, tu sabes con solo verla te quedas maravillado de su belleza y pues nosotros queríamos ver si hay alguna forma de que tu nos puedas ayudar a estar con ella un rato a solas… tu sabes…

Mi padre no se esperaba esa petición. Lo único que les importaba era follarse a su hija, ni si quiera le habían puesto atención al proyecto que tenía en mente que tanto trabajo le había costado realizar y aunado a esto faltarle el respeto de esa forma a el y a su familia… no eso no lo iba a tolerar así que… cuando menos se lo esperaron papá les soltó dos golpes a cada uno de los socios provocando que en el restaurante se armara un gran alboroto y tuviese que llegar seguridad para sacarlo del lugar y calmarlo afuera con una buena tranquiza a mi padre que había sido el que inicio la bronca.

Mi hermana Claudia ni chance tuvo de acercarse a auxiliar a papá. No fue si no hasta que los guardias terminaron de golpearlo que tuvo oportunidad de acercarse y prestarle ayuda a papá.

-Que te paso papito porque te hicieron esto?

-gente maldita hija, ayúdame a levantarme. En este momento nos vamos.

Como pudo lo ayudo y una vez de pie tomaron un taxi y se fueron al hotel. Cuando entraron en la habitación lo primero que mi hermana hizo fue ponerle un trapo con agua caliente en los golpes a papá con la idea de que estos se hincharan lo menos posible.

 

-Ayy papito mira como te han puesto… Pues que les dijiste?

-Nada hijita, nada.

-Como que nada papá porque se empezaron a pelear?

-Ya te dije hija no fue nada de importancia. Mejor ayúdame a levantarme, en estos momentos nos regresamos a nuestro país…

-Pero papá estas loco, como se te ocurre que vamos a regresarnos así como estas si a penas y puedes ponerte de pie.

-Hija tu hazme caso no nos quedaremos aquí son gente muy importante y no dudo que intenten venir a cobrársela.

-No me importa quienes sean papá pero debes decirme porque se armo todo ese alboroto horita mismo.

-Hija… eres muy pequeña aún para comprender…

-Ya te he dicho mil veces tanto a ti como a mamá que yo ya no soy una niña con un demonio dejen de tratarme como si lo fuera. Como te demuestro que ya estoy bastante grandecita y soy toda una mujer.

-Hija por favor no hagas esto más difícil…

-Que no haga esto más difícil? Pues deja de tratarme como una niña papá! Mira como que ya estoy bastante crecidita no?

Mi hermana de un golpe se bajo su vestido de la parte de arriba dejando salir sus 2 hermosa tetas que no tenían sujetador pues no necesitaban de este puesto que estaban bastante paraditas, eran las tetas más hermosas que mi padre había visto en su vida, tenían un pezoncito rosado, duro y grueso. Ante esto papá se sorprendió y miró con asombro como su hija había crecido en estos años. Si bien el deseo de ver a su hija desnuda había nacido desde hacía un tiempo ya, jamás creyó que se cumpliría de esta forma.

-Hija por favor tápate…

-no papá ahorita mismo te voy a demostrar que para nada soy una niña mira…

Tomando una mano de papá la llevo hasta uno de sus senos duros y este en seguida comenzó a acariciarle toda la teta mientras mi hermana no paraba de decirle:

-Lo ves? Acaso una niña tiene unas tetas como esta? Lo dudo papá…

Mi padre sintió como su verga se ponía erecta debajo de su pantalón y hasta el dolor de los golpes desapareció por completo. Como poseído por un demonio su mirada cambio y sus ojos mostraron la lujuria y el deseo contenidos todo este tiempo. Poniéndose de pie le dijo:

-Con que ya no eres una niña eh?

Tomo de la cintura a mi hermana y la abrazo pegándola a su cuerpo y haciendo que mi hermana de inmediato notase el duro bulto que había crecido en la entre pierna de papá. Los ojos de mi hermana mostraron asombro y miedo, esta vez había ido muy lejos y pagarías las consecuencias de jugar con el deseo de un hombre de la manera en que lo había hecho.

-papá que haces?

-Que hago? Al parecer tienes miedo… Esa no es la forma en que una mujer se comportaría con su papi…

-papá espera por favor…

-Ningún espera, ahorita mismo vas a sentir lo que pasa cuando retas a un hombre provocándolo de la manera en que tu lo has hecho…

De un tirón le bajo su vestido hasta los tobillos y fue ahí cuando vio por primera vez que mi hermana no traía usando tanga ni calzoncillo y se mostraba su hermosa vaginita llena de pelitos rubios. De inmediato poniéndose de rodillas y ante la actitud de mi hermana que seguía paralizada sin saber que hacer se puso a mamar la puchita de Claudia con mucho esmero pasándole la lengua por todo lo largo como si de un gatito se tratase para después abrirle un poco más sus piernas y comenzar a meter un poco su lengua en la puchita de mi hermana arrebatándole gemidos de placer.

-Aaahhh papá para por favor para papito… que me hacessss

Papá no paraba, todo lo contrario. Aumentaba el ritmo del lengüeteo y mi hermana se retorcía del placer.

-Hmmm hija tienes razón… por lo visto ya no eres una niña. Al menos el sabor de tu vagina ya es de mujer…

-Aaahhh para papacito lindo que me estas haciendo que…

En eso mi hermana soltó todos sus jugos en la lengua de papá el cual saboreó hasta la última gota de la venida de mi hermana que había tenido un tremendo orgasmo.

-AAAAHHHHHHHHHH papáaaaa

-hmmmm que rico hija…

Apenas y mi hermana recuperaba el aliento papá la puso de rodillas y le mostró su dura verga.

-Ahora te toca a ti mi cielo. Chupa a papi…

Mi hermana no creía lo que veía. Era la verga más grande y gruesa que había visto en su vida. Si bien la única que vio fue la de su hermano hacía algunos años. Al compararla con esta no tenían punto de comparación. Esta estaba hecha un monstruo…

-Te dije que me chuparas…

Papá la acerco con fuerza a su verga agarrando a mi hermana de la parte de trasera de su cabeza e hizo que mi hermana se hundiera gran parte de su largo tronco en la boquita que apenas y pudo dar cabida a semejante verga.

-Hmmmmm asíiiii hija asíi… Ahora entiendo porque me ofrecían 10 millones de dólares mis socios con tal de follarte… y es que tu vales hasta cien mil monedas de oro… mira nada más que buena te ves comiendo mi polla… No cabe duda ahorita serás mía…

Mi hermana para ese entonces ya se había dejado llevar y estaba más que excitada diciendo:

-Si papito lindo desvírgame… hazme tuya.

Papá nunca creyó que mi hermana fuese virgen y decidió aguardar un tiempo más para poder desvirgarla. En eso, sin que mi hermana hiciese algo, papá comenzó a meter y sacar su verga de la boca como si se tratase de una follada. Cambiando de ritmos en varias ocasiones papá termino por vaciarle todo su semen a mi hermana…

-Aaahhhhhhhh por el momento me conformo con tu boca hija… ahh

A partir de ese entonces papá y Claudia disfrutaron de los mayores placeres que el sexo oral pudiera ofrecer. Por las noches mientras todos dormíamos papá iba a la habitación de mi hermana y disfrutaban del sexo oral a tope. Una cosa si, papá nunca penetró a Claudia. Decía que aun no era el momento indicado y que debían esperar para dar el siguiente paso. Mi hermana estaba fascinada con el y le pedía a gritos que la penetrara que la hiciera mujer pero mi padre con toda su experiencia sabía que no era el momento aún.

Así pasaron los años y Claudia cumplió 18 y tuvo ese cuerpo de infarto del que les he comentado con anterioridad. En una semana cumpliría 19 y fue ahí donde empezó lo más importante de mi vida.

Una vez mientras estaba sentada en las piernas de papá este le dijo:

-Claudia en una semana…

-En una semana que papá?

-En una semana cumples años y…

-Y?

-Creo que para ese entonces habrá llegado el momento…

Jose

HistoriasDeSeduccion.com (Amor Filial) © Jose (jalardonado@hotmail.com)